Terminando el curso, comenzando el verano…



El fin de semana del 10 y el 11 de Junio la comunidad de Jarahueca estuvo inmersa en las actividades propias del fin de curso y del comienzo del verano.

El día 10 nos reunimos en Sancti Spíritus un grupo de juveniles con los que venimos trabajando de las comunidades cristianas de Meneses, Jarahueca y Sancti Spíritus.

Una familia amiga nos abrió las puertas de su finca a quienes fuimos al encuentro, acogiéndonos y haciéndonos sentir más que en casa. 

El lema de “JESUS PASO HACIENDO EL BIEN” nos convocaba y nos acercamos a la persona de Jesús y a su manera de hacer el bien y cómo hoy podemos y nos toca hacerlo a nosotros.

Nos ayudó al encuentro María Isabel de la comunidad de Santa Clara.

Fue un buen encuentro que se completó en la tarde con una visita a enfermos de la ciudad acompañados por el grupo de laicos josefinos.

Para los que participaron, en muchos casos, fue la primera vez que tuvieron esta experiencia.

Un día lleno pero también por el cual, jóvenes, laicos y siervas agradecemos a Dios.

El día 11 las comunidades de Batey Colorado y Cuatro caminos se dispusieron a pasar un día de cierre de curso. Juntos, fueron hasta Sancti Spíritus para, partiendo de la Iglesia de la Caridad, realizar un paseo por la ciudad.

Iglesia de la Mayor, Bulevar, parque Serafín…
fueron visitados por el animado grupo de niños y sus familias que disfrutaron en cada lugar de historia, leyendas…

Una rica pizza y un helado les llenó de fuerzas para terminar en el zoológico donde pudieron disfrutar de un espacio agradable y lugares de juegos compartidos.

A Dios siempre agradecemos esta oportunidad de acompañar y llevar tanto a los jóvenes como a los niños al encuentro con el Dios que es vida.

Nuevamente a Sancti Spíritus nos dirigimos el día 17 el grupo de maestros y los niños del proyecto GDH de Jarahueca para cerrar este curso. 

En la Iglesia de la Caridad agradecimos y pedimos a la madre de todos los cubanos por nuestras familias, fuimos hasta la Iglesia de la Mayor donde nos esperaba la historiadora de la ciudad que nos ayudó a recorrer la ciudad agradeciendo los hombres y mujeres ilustres de este pueblo, sus creaciones arquitectónicas más importantes así como acontecimientos que hay que recordar.

Fue un rato rico donde todos aprendimos y nos motivamos por nuestra historia.

Desde la Iglesia fuimos a la Feria para disfrutar de un payaso y juegos compartidos, luego al Bosque y terminamos en la pizzería disfrutando juntos de un rico y esperado almuerzo.

Y con esta inyección de ilusión que son siempre los jóvenes y los niños nos disponemos a empezar el verano.

¡Buen y provechoso verano para todas!

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario